Skip to main content

Translate Content

Educación,dificultades para implementar las TICs

Educación,dificultades para implementar las TICs
Un tiempo atrás, realicé esta reflexión y hoy,  les traigo a este espacio, todo sigue en el mismo camino, por lo tanto continúa vigente...es mi  mirada desde Argentina

Sigo analizando esta cuestión de incorporar las nuevas tecnologías a las estrategias áulicas e inevitablemente, luego de leer algunos documentos UNESCO , Serce ,Siteal, OEI, Derecho a la Educación , Informe INDEC y unos artículos muy interesantes de Bernardo Kliksberg y de Agustina Lanusse en La Nación, ( vean que interesante…) caigo en lo que ya en otros post lo señalé, es muy difícil avanzar en un estado que no te entiende y que no visualiza o no desea ver la realidad federal ni las de las regiones, a mi entender allí radica el gran problema del sistema, yo aprendí que si no se donde estoy parado y donde quiero ir ,es muy difícil que pueda avanzar.

Cuando mas leo, mas me aferro a mis concepciones, leo las cifras de los estudios realizados en América Latina y veo lo acertado que estuve cuando en otros espacios y otros post de este portal decía que algo avanzamos pero queda mucho por hacer, pero esto último no depende solo de nosotros los docentes.
Como muy positivo de todo lo que hasta el momento tenemos, no podemos dejar de señalar que en la región el 90% de los niños ingresan al sistema educativo, que el analfabetismo tradicional se ha reducido y que los jóvenes en un 67% finalizan el nivel medio o secundario.
Pero claro, también debemos decir que ese porcentaje de niños no ingresa al secundario, que el analfabetismo tradicional no necesariamente se ajusta al actual paradigma del analfabeto (llámese digital, tecnológico o contemporáneo…) y que los jóvenes que egresan del nivel medio o secundario no están preparados para una salida laboral ni para dar un muy buen examen de ingreso en las universidades de la región.

Creo ver todo esto como una consecuencia de otros desfasajes, tales como el que nos muestra las marcadas diferencias entre Escuelas Urbanas, Rurales y dentro de las primeras Escuelas Privadas y Escuelas Estatales.

Mucho escuchamos decir que la Educación es una cuestión de Estado, esto es así realmente?...
Podemos ver escuelas con grandes necesidades, sin bibliotecas, sin espacios libres, sin sanitarios apropiados, sin gimnasios, sin computadoras, laboratorios y ni que decir de salas tecnológicas, si a esto le agregamos el paupérrimo sueldo docente que nos pone más cerca de ser pobres que de progresar, con ingresos mensuales que no cubren realmente las necesidades básicas de subsistencia (si bien los gobiernos indican una cifra, todos sabemos que en la realidad estamos al doble de ello de lejos, y lo notamos cuando nos acercamos a una góndola de supermercado o a una tienda de ropas)… creo que alguien miente, creo que alguien está haciendo mal las cosas, esto no es priorizar la educación de la sociedad, me parece.
En países más desarrollados y de mejores sistemas educativos (Suiza, Finlandia, Alemania, Holanda, Noruega, etc) la docencia es una profesión que significa un importante eslabón social y claramente muy valorado, esto quizás haya sido así en otros lejanos días nuestros, hoy por hoy la subsistencia a la que está sometido un docente, la sociedad latina y la argentina en particular, nos lleva inevitablemente a una gran desvalorización y a buscar otras alternativas para una mejor calidad de vida, puede leerse en el informe Serce-Unesco 2002 que el 36% de los maestros de América Latina tienen otro trabajo, lo ideal sería que los docentes solo se dediquen a eso, a educar y formar a nuestros niños y jóvenes adecuadamente. Podemos ver a un gran porcentaje de niños y jóvenes provenientes de familias humildes, de zonas rurales o de los conos Urbanos con los que se nota una marcada diferencia a la hora de medir los rendimientos. Vemos que las escuelas que tienen más herramientas, mejores aulas, docentes mejores pagos (caso de escuelas privadas), siempre tienen una ventaja clara, no es malo que las escuelas tengan estas herramientas, lo triste es que no todas tienen y esa diferencia institucional hace la a la diferencia del producto final. Estas restricciones para unos, ventajas para otros no da como resultado inevitable, un panorama totalmente diferente entre las escuelas de un mismo país o región. No se trata de tener edificios iguales, se trata de tener una educación igualitaria, una educación que contemple la verdadera realidad para poder tener una educación de calidad, en los hechos.

El hecho de provenir de familias carenciadas o humildes trae consigo a un niño o joven con deficiencias, la inadecuada alimentación y en muchísimos casos, la falta de descanso adecuado por tener que trabajar, rompiendo toda regla universal como niño e infringiendo normas de derecho internacional bajo un manto de ceguera voluntaria de funcionarios, padres y comunidad toda que miramos a otro lado y poco hacemos por corregir estas faltas graves lo lleva a un fracaso seguro. No es necesaria una investigación científica ni denuncias para saber que un niño mal alimentado tendrá indefectiblemente un bajo rendimiento, falta de estímulo para el estudio y una buena conducta social, estos niños pertenecientes a estos sectores desfavorables inevitablemente tendrán problemas para completar la escuela secundaria y ni hablar de un nivel universitario, salvadas las excepciones de unos pocos. Una vez escuché a un colega decir “No se puede estudiar con la panza vacía”, cuánta razón había en esas palabras, pero lo peor es, que en pleno siglo XXI, la famosa globalización no trajo ninguna solución a este problema, es más, agrandó las distancias y las diferencias, así lo podemos ver.

Si queremos crecer, mejorar nuestra sociedad y esta realidad, si queremos poder avanzar e introducir todos lo bueno de la tecnología en nuestras tareas áulicas, primero tenemos que ser concientes de estas fallas, pero no somos los docentes los que tenemos que actuar con urgencia, son los Estados, los gobiernos quienes tienen que recuperar el sistema educativo, la escuela pública debe dejar de una vez por todas de hacer asistencia social, dejar a quienes deben hacerse cargo de ello, la escuela debe dedicarse a la formación como siempre fué y por otro lado contar con verdaderos profesionales de la educación, para que esto se dé, es primordial creo, que se invierta lo que hay que invertir tanto en educación como en salud y establecer mecanismos de monitoreo reales para que el dinero público se utilice sin desvíos, no como sucede en la actualidad para poder tener un país serio y creíble.
Creo que nuestros gobiernos se caracterizaron siempre por creerse los mejores y en realidad, no lo somos, es hora de que copiemos las cosas buenas de los otros, seamos más humildes de pensamiento, en los países donde mejor funcionan los sistemas educativos (Países de Asia, Nórdicos, etc) invierten mucho en educación, generan alta tecnologías y profesionales competitivos, entonces, porque no hacer lo mismo?? Fue necesario que el Sumo Pontifice tenga que hablar de nuestra pobreza para que muchos de los que no querían ver vieran, más allá de que a mí me hubiese gustado escuchar mucho antes esto para poder salvar cosas que ya no se pueden ahora, pero no deja de ser una gran ayuda los dichos. Se tuvo que esperar que se llegue al irrisorio porcentaje de 40 por ciento de pobreza para preocuparnos en un país que se dice inmensamente rico y donde se muestran números contradictorios tales como los del “Aumento de la recaudación fiscal” “Aumento del producto bruto interno” “Aumento de las reservas fiscales” y todo eso… para que??? Yo a esta altura quiero creer y confiar, pero no se cuales son los numeros reales,no se quien dice la verdad,no tengo claro el futuro y... esto es muy triste, no?.
Es interesante si lo que dejó el Foro Anual de Calidad Educativa, que organizó la asociación civil para la mejora de la educación, Proyecto EducAr 2050, peguen una vuelta por la nota, vean quienes estuvieron, muy interesante…Me quedo con la idea interesantísima de que es importante posibilitar a todos nuestros niños y jóvenes la formulación de proyectos de vida, me quedo con el diagnostico crudo que nos muestra la falta de oportunidades educativas actuales , me quedo con esa frase de Manuel Alvarez Trongé “la pobreza no puede esperar” y el consejo del presidente de la Academia de Letras don Pedro Luis Barcia “domesticar la electrónica y usarla creativamente como herramienta para aprender más”, claro, debo agregar que me quedo con la esperanza de que cada uno desde el lugar que le corresponda trate de mejorar la calidad de vida de toda la sociedad, sobretodo que quienes tienen la tarea de marcarnos el camino, darnos las herramientas y crearnos los ambientes lo hagan con la inteligencia que requiere el momento…
Saludos a todos
 

Location

Share on: